Indonesia Asia Guias de viajes

Indonesia día 9: Templo de los monos en Ubud, el Monkey Forest

Indonesia día 9: Templo de los monos en Ubud, el Monkey Forest.  Tibumana Waterfall y Templo de Goa Gajah 

18 de septiembre 2017

Aunque estábamos cansados de los días anteriores, nos levantamos temprano emocionados por las aventuras que viviríamos hoy. Como todavía no teníamos que dejar el hotel (nuestros alojamientos en Indonesia) aprovechamos para ver a primera hora el Templo de los monos en Ubud, el Monkey Forest.

Eran las 9:00h y después de desayunar frente a nuestro hotel, fuimos calle abajo hasta llegar al Monkey Forest. La entrada nos costó 50.000 rupias por persona y también te dan un mapa en español. El templos de los monos en Ubud, es una reserva natural que abarca unas 27 hectáreas rodeadas de vegetación, fuentes, ríos, caminos, varios templos y un cementerio. Los residentes de Ubud ven el bosque como como un importante centro de espiritual, económico, educativo y de conservación para el el pueblo. En este lugar también se lleva a cabo un importante programa de investigación sobre la interacción social de los monos entre sí y con su entorno. El Bosque abre a las 8:00h y cierra a las 18:00h. 

Cuando compramos la entrada no estábamos muy seguros de querer entrar. No sabíamos si vernos las caras con estos monos con facciones de asesinos y con tan mala fama. Muchos de nuestros amigos durante su visita a este bosque fueron mordidos por estos encantadores macacos balineses de pelo gris. Finalmente vencimos nuestra indecisión y entramos pudiendo disfrutar el bosque sin altercados, aunque desgraciadamente vimos unos cuantos. Por el lugar hay varios puestos comida para darle a los monos, aunque no es aconsejable porque se pueden volver agresivos y morderte. También es aconsejable no llevar nada de comida ni cosas en las manos. La cámara no te quedará más remedio de llevarla, pero agárrala fuerte, a mí se me enganchó un mono a ella como si le fuera la vida en ello, pero vencí la jugada y menos mal. 

En esta extensa hectárea conviven más de 700 monos que pertenecen a cuatro grupos diferentes. No solo hay monos en el recinto, también vimos diferentes especies de árboles y muchos peces en los estanques.

La construcción del recinto está basado en el contexto hinduista de Tri Hita Karana “Tres formas de conseguir la felicidad”. Donde “Tri”, significa tres, “Hita”, significa felicidad, y “Karana”, significa modo o manera. 

Durante nuestro paseo por el santuario de los monos de Ubud encontramos varios cementerios. El más curioso fue un cementerio de monos, donde cada uno tiene una lápida con su nombre. 

Templo de los monos en Ubud

Como nos liámos un poco con el mapa decidimos investigar por nuestra cuenta. Durante nuestro paseo vimos los tres templos que se esconden en el recinto. En la zona noroeste estaba Pura Beji, dedicado a la diosa Gangga y a la purificación ceremonial. En la zona noreste estaba Pura Prajapati, está al lado del cementerio y de la zona de cremación. Este templo estaba en obras cuando fuimos nosotros. El Pura Dalem Agung es el templo más importante del complejo y es un templo de adoración. 

Fuimos llegando al final de nuestra visita donde nos esperaba lo mejor. Como si de una peli de Indiana Jones se tratara, cruzamos un puente rodeado de lianas y llegamos a otro templo. 

Templo de los monos en Ubud

Templo de los monos en Ubud

Seguimos esa senda al lado del camino y tuvimos que retroceder porque el sendero se había acabado. 

Templo de los monos en Ubud

 

Consejos para tu visita al Templo de los monos en Ubud, el Moneky Forest

  • Intentar no llevar nada en las manos.
  • Llevar la comida y bebida bien guardada en la mochila.
  • Intentar no darles de comer
  • No mirarlos a los ojos, pueden pensar que es un desafío.
  • No tocar, ni coger a las crías, puede que te aparezca toda la familia y estos son como la tribu de los Brady, hay miles.

Hicimos el Checkout en el hotel y como el Pertiwi Bisma 1 estaba muy cerca fuimos caminando. Encontramos un camino secreto justo encima de la puerta del Moneky Forest que atajaba bastante. 

Dimos nuestros datos en la recepción y como era más temprano de lo habitual, nos dijeron que dejáramos las mochilas en la recepción, así que, cogimos lo que necesitábamos y nos fuimos a buscar una moto para alquilar. En la calle del hotel hay varios puestos para alquilar moto o contratar excursiones. También hay muchos sitios para comer. 

Negociamos precio con el de la moto (50.000 rupias por día) y nos pusimos en marcha. ¡Era el primer día en Bali! Que ganas teníamos de investigara libremente.

Cruzamos por caminos preciosos rodeados de campos de arroz y palmeras hasta llegar a la Tibumana Waterfall. Dejamos nuestra moto en el parking gratuito y después de pagar una entra de 10.000 rupias por persona, empezamos a bajar el camino. Estábamos super intrigados de saber si íbamos a estar solos y si nos iba gustar esa cascada. El camino hasta ella es cortito y es bastante fácil de hacer para los que no están en forma, aunque como en todas las cascadas, el problema no es bajarlo, sino subirlo.

Templo de los monos en Ubud

Cascada Tibumana

Estábamos completamente solos, disfrutando del sonido de la cascada y de los pájaros. El ambiente era bastante relajante y el agua estaba congelada. Después de casi 20 minutos, decidimos ir a cambiarnos el bañador mojado a las casetas de madera que hay en la zona, para luego ir secos en la moto hasta nuestro próximo destino. 

Era el primer día en Bali y ya nos estaba encantado. Es cierto que está masificado de turistas pero aún así tiene un rollito bastante chulo. A parte, también puedes encontrar zonas sin turistas como nos pasó a nosotros. 

Nos volvimos a subir en la moto y después de 30 minutos llegamos al templo Goa Gajah (horario: de 8:00 – 16:00). Dejamos nuestra moto en el parking, justo en la puerta y pagamos 30.000 rupias los dos + 2.000 rupias del parking. Cruzamos una calle llena de tiendas de sarongs y de souvenirs hasta llegar a la puerta. OJO! la gente de los puestos te van a decir que es obligatorio el sarong y que es necesario comprarlo pero no les hagas caso, en la entrada del templo te dan un sarong de manera gratuita. Si vas con prendas cortas necesitaras uno, pero la verdad es que en todos los templos te los prestan. En el único que tuvimos que dar una “donación” por el sarong fue en Pura Lempuyang. El señor muy amable nos colocó el sarong en la entrada y accedimos al recinto.

Este templo fue construido en el siglo XI y es un importante centro de meditación para los sacerdotes de otros templos. 

Lo primero que vimos al entrar al templo fue una piscina de piedra con cinco ángeles portando unas garras. 

Templo de los monos en Ubud

Luego seguimos explorando el complejo y nos tropezamos con la Cueva del Elefante. La entrada a la cueva tenía una boca abierta con aspecto de demonio, se dice que era para ahuyentar los malos espíritus y un elefante tallado en la roca com símbolo de buena suerte. Se cree que la cueva fue un lugar de meditación y de ofrendas. El túnel de la cueva data de al menos unos 1000 años y en su interior hay tres estatuas; Ganesha, el hijo de Shiva, Ratu Brayut , una diosa budista muy mala al principio con los niños y que luego se convirtió en la protectora de ellos, y a la izquierda, Ratu Jempinis, reina del antiguo balinés que estaba relacionada con Shiva. 

Templo de los monos en Ubud

Entrada a la cueva del templo Goa Gajah

Los alrededores del templo están muy bien cuidados. Hay numerosos estanques y arroyos que se comunican con el rió Petanu. 

Templo de los monos en Ubud

Interiores del templo Goa Gajah

Llegamos al final de nuestra visita por el templo Goa Gajah  y como aún nos sobraba tiempo, nos subimos corriendo a la moto y nos fuimos para aprovechar la piscina de nuestro hotel (nuestros alojamientos en Indonesia). En el complejo hay dos piscinas; la más espectacular, que estaba llena de gente y la pequeña, que también tiene vistas increíbles. No había nadie, la teníamos para nosotros solos y nos quedamos hasta que nos arrugamos como pasas.

Templo de los monos en Ubud

La piscina pequeña de nuestro hotel

¿A dónde vamos a cenar hoy? la pregunta típica cada vez que estamos de viaje. Teníamos varios lugares apuntados, así que decidimos ir a Umah Pizza (118.000 rupias) por unas increíbles pizzas. ¡Que ricas estaban!

 

Ruta del primer día en Bali con moto

Espero que les haya servido este post del templo de los monos en Ubud, para trazar el primer día de ruta. Si te ha gustado o tienes alguna duda dejamos un comentario. Nos vemos en el segundo día en Bali, viajeros!

 

NEWSLETTER

Suscríbete y recibirás las últimas novedades por email.

Gracias por suscribirte!

Algo salió mal.

PUEDE QUE TAMBIÉN TE GUSTE…

2
Leave a Reply

avatar
1 Comment threads
1 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
SinohasviajadoAtala Recent comment authors

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Subscribe  
newest oldest most voted
Notify of
Atala
Guest
Atala

Fantástico post, como todos. Me apunto todas las indicaciones y recomendaciones. Estoy como vosotros no sé si seré capaz de entrar al templo, me da pavor que me muerda un mono, en Tailandia uno me intento robar la cámara y desde entonces les tengo mucho respeto. Por cierto cuál es el truco para hacer esas fotos los dos juntos? Alguien os la hace o disparador automático? Son espectaculares. Besos

Si te gusta, compártela!

NEWSLETTER

Suscríbete y recibirás las últimas novedades por email.

Gracias por suscribirte!

Algo salió mal.

Send this to a friend